Arte Urbano 3D - Eduardo Relero



Eduardo Relero
Pintor, Escultor y Dibujante

Eduardo Ruiz Relero es un artista argentino, que lleva afincado en España varios años, primero en Madrid y ahora en Sevilla. Cursó Arquitectura y Bellas Artes en Argentina, que complementó con sus estudios de copista en museos de Roma. Sus trabajos abarcan desde anamorfosis, retratos, esculturas, murales, dibujoides hasta copias.

Entrevista a Eduardo Relero: Anamorfosis
Publicado el día 14 Octubre, 2007.

Eduardo Ruiz Relero es el artista y autor de las anamorfosis que recopila en su bitácora "Anamorfosis, Chistes ópticos de gran formato". Eduardo cursó estudios de arquitectura y bellas artes en Argentina y se formó definitivamente en Roma, donde estudió como copista en museos y realizó importantes trabajos en villas, locales e iglesias. Actualmente reside en Sevilla.

"Soy partidario del cálculo previo pero de la ejecución espontánea"



El Gurú

Todas: Hola Eduardo, ¿cómo estas?, el tuyo es un blog peculiar, donde vas recopilando tu artwork, hablemos de tus espectaculares anamorfosis ¿cuánto tiempo tardas en hacer una, desde su trabajo en "croquis" hasta su materialización?

ER: Es justamente el croquis, o boceto aquello que mas tiempo puede ocuparme, porque la pintura sobre la calle en si no me ocupa mas de dos dias.

Bocetar, idear es traer desde la nada, es el acto primario de creación, al pasar tres o cuatro días te encuentras con varias ideas que cribar y las paseas en un cuaderno sopesándolas.

Todas: La anamorfosis es una técnica antigüa, basada en la perspectiva y en las matemáticas. ¿que artistas que realizan anamorfosis te han interesado a tí?

ER: Prácticamente ninguno en particular, soy admirador de artistas que no hacen anamorfosis pero que la teorizaron como Piero della Francesca, o Leonardo que la cita en pequeño escorzo. Admiro entre otros a Veronese, Tintoretto, Degas, Daumier, Picasso, Caravaggio, Michelangelo, Goya, Velázquez...Tiziano......la escultura gótica, ...la griega ....Giácomo Serpotta ! ! ya ves todos muertos pero que vida tienen !!

Todas: El término anamorfosis se toma del griego que significa "trasformar". Hablemos del enfoque humorístico, la ironía en tus anamorfosis ¿el arte debe contener una intención social?

ER: Sinceramente no sé si lo que hago es arte, supongo que tiene algo que ver... Al ser un hecho efímero (por su desaparición paulatina o repentina) y al estar en medio de las calles... no está hecho, tal vez, con la quietud que requeriría la obra silenciosamente especulada en el estudio para ser degustada en un ámbito tradicional como la iglesia, el palacio, el salón del coleccionista, el museo, la snobísima galería de arte contemporáneo, no digo que las obras deban estar ahí, que suelen parecerse a cementerios, pero aún respondemos a modelos de fruición idealistas en donde el arte tiene algo de cosmética de la vida.


"Sexo Explícito"
(Boceto)


Por un lado las cosas serias, política, ciencia, economía y sus discursos de la verdad y por otro y, tolerados como a un niño o a un loco, los desvaríos artísticos adentro y al resguardo en esos sitios específicos.

El arte adentro de la vida ya está "conseguido"... por lo que fueron la Bahuaus, las vangurdias, ahí lo tenemos : minimalismo, triunfo del art disegner, diseño Ikea, celulares chulos, camisetas guays, bricolage molón, arquitectos desatados, escuelitas de diseño proliferando, Zara, cocina creativa... El Apocalipsis !

Es como el teatro de calle, o la música de calle no hay un envoltorio que cree recogimiento, en cuanto a silencio, luz o espacio, estás en medio del ir y venir de la calle y ahí es mas fácil y armónico representar la comedia del arte o la música popular, que la Cabalgata de las Valquirias o Lisistrata, aunque yo particularmente agradezco cuando me encuentro a un músico tocando algo que no sea el concierto de Aranjuez, cielito lindo, el cánon de Pachebel, la Primavera de Vivaldi, o los actores gritones y predecibles. Ahí, quizás es distinto, porque el artista ambulante vive de la angustiante aprobación inmediata y es demagogo al mirar de reojo al platillo para orientar su poética y termina diciéndote que en su casa toca jazz...

"Yo al revés, me alimento de un arte contemporáneo y en casa hago dibujitos a lápiz, a óleo o cositas de arcilla."

Eso de la intención social, me imagino que te refieres a con la obra intentar colaborar con la transformación de la sociedad, pues sí, solo que está demostrada la ineficacia del arte para la adhesión a las causas.

Digamos que el Guernica no contribuyó mucho a adherir gente a la causa de España pero si a la del Arte y por ende a las conciencias aunque no necesariamente a las de la propia época de su ejecución. Goya no es superior a Velázquez porque exprese las calamidades del pueblo, puede contenerse esa tragedia también en el retrato de un enano, un rey o un perro. Así que la dramaticidad no está en el sujeto, salvando el caso de un fresco con una apoteosis deportiva de David Meca!!, aunque seguro que si resucitaran a Velázquez para pintar esto tendría mas humanidad y arte que una llegada de pateras pintada por Tapies o Barceló.



En este tipo de sociedad en que vivimos hacer lo que hasta ahora se ha llamado Arte es algo mas o menos imposible, la industria a comprendido las posibilidades económicas de los fenómenos artísticos hasta volverlos irreconocibles y ha hiperdesarrollado el entretenimiento, desde visitar turísticamente a Rembrandt hasta conseguir imponer la dosis mínima de celebración de tópicos.

Las regiones erigen un ídolo local para dar sentido al edificio frágil de la nueva situación cultural. Los hay también que erigen Museos por reputados arquitectos para otra vez,desde la política, dar sentido a algo que difícilmente se sostendría fuera de ese aparato de postproducción

Todas: Cuentanos de ti, por favor, ¿de donde eres? ¿donde vives? ¿a qué te dedicas? ¿cuando comenzaste a hacer anamorfosis?

ER: Soy Argentino, de Rosario, vivo desde hace tres meses en Sevilla, pero los últimos once años en Madrid y los anteriores seis en Roma.

He vivido de la pintura desde que vine a Europa, en el año 90, 91 como pintor callejero en Roma, también ahí estudié en museos y con Gregory Provenzano una especie de Humanista total hecho a sí mismo desde la observación y la lucidez ante los clásicos, una persona irrepetible, alguien que lamentablemente sería completamente imposible encontrar en una institución de enseñanza.

También trabajé de cocinero (ayudante) en algún período duro, y de piloto de fórmula uno cuando la cosa se ponía ya muy mala.. Esto de las anamorfosis me lo encargaron hace un par de años para un anuncio de publicidad, supongo que para abaratar el presupuesto que habría dado J. Beever. La verdad que nunca había hecho ninguna, pero después de ver las cosas de este pintor pensé que no sería tan difícil. Entonces les dije que si sabía hacerlas (¿caradurismo argentino?). Conocía la teoría, vengo de una educación técnica, me encerré un par se semanas y saqué algunos métodos para hacerlas.

La experiencia publicitaria, no fué muy edificante. Se me ocurrió entonces ofrecerlas en festivales, de teatro, fiestas regionales o ferias para poder seguir dibujando lo que a mi mas me gustaba sin hacer concesiones a ninguna estética pleonastica ni de encantar al director de marketing. Igualmente tengo que aclarar que debido a las constantes exigencias de mi economía y con los Sólidos "argumentos" que ofrecen algunas empresas resulta difícil resitirse, aunque mi conciencia está tranquila por cuanto lo sigo intentando en el sentido de los festivales (siendo esta aún mi principal fuente de ingresos)tranquilidad no sólo por conciencia ética sino también (que termina siendo inseparable) por conciencia estética.

"Digamos que la dificultad no está en la anamorfosis, que es un método de proyección, está en lo que hagas con ella, como por ejemplo la lengua, digamos el español, siempre en español no es lo mismo lo que hago yo con el español que lo que hace Baltasar Gracián..."




Todas: ¿Cuales han sido tus últimos trabajos? ¿qué técnica, materiales usas?

ER: Los últimos trabajos que hice son en Navarra y Gandía.

Utilizo pigmentos que diluyo en un vehículo hecho con cola celulósica y agua y algunos toques de pastel o tizas que yo mismo hgo aquí les dejo algunos bocetos que podría haber realizado en vez de los que hice.



Todas: ¿Utilizas el ordenador en alguna fase creativa de tus anamorfosis?

ER: No, no utilizo el ordenador para nada mas que para ver los trabajos terminados y lo del blog.

Todas: ¿Cobras por tus anamorfosis?

ER: Si, cobro.

Todas: ¿Haces trabajos por encargo? ¿Donde se te puede contactar?

ER: En general si, pero tiene que gustarme el proyecto, digamos que no soy una mano que se alquila para ilustrar la idea de otro, intento incorporar el encargo en mi estilo. Se me puede contactar en eduardorelero@gmail.com

Todas: ¿Cual de tus trabajos es tu preferido?

ER: No sé cual prefiero, cuando hago el último creo que es el mejor

Todas: ¿Donde podremos ver tu proxima anamorfosis en vivo?

ER: Tal vez en SIMO

Todas: Muchas gracias a Eduardo por su tiempo para Todas.





Entrevista a Eduardo Relero: Arte Urbano en 3D
Publicado el día 22 de Junio, 2009.
por Teresa Bernal

RM: ¿Lo que más atrae a Eduardo Relero del arte callejero es…?

ER: Me gusta la espontaneidad manual sobre el fracasado intento de seriedad público. Me gustaría que se animasen a pintar esos edificios emblemáticos de reputados arquitectos contemporáneos, las horribles esculturas abstractas que hay en muchas rotondas y plazas.

Pero los jóvenes son demasiado conservadores para hacer algo así, y esto me parece triste. Me encanta ver pintadas sobre las cabinas telefónicas, y sobre ese acabado industrial lujoso europeo con el que hacen las paradas de autobuses, tranvías, los puentes, kioscos. ¡Son tan feos!

"A la hora de definir lo que es un 'profesional del arte', Eduardo añora el arte de antaño."

ER: El arte ha perdido la esencia que tenía cuando estaba ligado a la filosofía y a la religión. Hoy en día se ve más como una "salida laboral", no creo que existan grandes profesionales. Se ha convertido en un tema muy politizado.

RM: Es usted un bohemio trotamundos.

ER: Empecé a pintar en mi país, Argentina, cuando llegaban las vacaciones de la Universidad. Viajé a Brasil con 21 años dibujando retratos en las plazas, restaurantes, aeropuerto, en una funeraria en Bolivia, recorrí Perú, Chile…En estos viajes me mantenía económicamente con los retratos callejeros. Yo había sido un estudiante de Bellas Artes, Filosofía y Arquitectura. Tenía la cabeza llena de pretensiones intelectuales que pasaban por las Vanguardias estéticas y el Arte Contemporáneo, pero ví de cerca esas portentosas obras del pasado y…



RM: Volviendo al anamorfismo. Leyendo su biografía, parece que fue pura casualidad la que le llevó a iniciarse en esta técnica.

ER: Me lo propusieron para un contrato de publicidad. Antes no lo había hecho nunca, pero sabía cosas de geometría por mi formación técnica, soy aparejador y estudié arquitectura. De hecho las primeras anamorfis las hice de una manera y las siguientes fui cambiando el modo de realizarlas. Saqué al menos tres métodos para hacerlas.

RM: escuchándote hablar así parece que fuera algo sencillo, pero luego me coloco delante de una de tus obras y la impresión que inspira es muy diferente.

ER: Son dibujos de gran complejidad, sí. Pero la verdad es que la mayoría de ellos no me llevaron más de dos días. El trabajo más largo es el de los bocetos previos.

RM: ¿No te da pena que tu trabajo desaparezca al cabo de unas semanas?

ER: Esto es lo que las hace a estas obras diferentes del arte tradicional pensado para perdurar en el tiempo. Pero siempre quedan las fotografías.



RM: Parece que no quedó muy satisfecho con la experiencia de esa primera campaña de publicidad, y decidió ofrecer sus servicios a festivales y eventos culturales. ¿Pero qué le han hecho a usted los publicistas?

ER: Prefiero los festivales y eventos culturales porque en ellos desarrollo mi trabajo con libertad, sin tener que someterme a las reglas del marketing. Pero en tiempos de crisis, a veces es necesario aceptar contratos de publicidad.

RM: Se queja constantemente de lo politizado que está el mundo del arte.

ER: Así es. En Europa la cultura está en manos de lo Público. La aspiración de muchos de los galeristas es formar parte de los museos de Arte Públicos ya que dan prestigio. Lo que no queda bajo lo privado ni lo Público, sencillamente no existe. De ahí que la gente al artista ambulante lo mire mal, como a un "sin trabajo".

RM: ¿Qué mueve a Eduardo Relero detrás de cada obra?

ER: Prefiero el tono satírico y de crítica. Aunque también me gusta hacer otras cosas, como el "Corpus", de tono más dramático. En general, me fascinan las figuras humanas.

RM: Utiliza pigmentos diluídos en agua con algo de cola, sus obras conllevan una laboriosa fase previa de plasmación de sus ideas a través de esquemas. Pero, ¿qué es lo más difícil en un trabajo callejero en 3D?

ER: Lo más complicado de pintar en la calle es que estás expuesto a contratiempos que te pueden impedir finalizar tu trabajo. Como la lluvia, los gamberros, o la policía. El público te habla, te distrae y opina mientras estás trabajando. Deben pensar que pintar es como cambiar la rueda de un coche. Estás expuesto a los marginados, a los que nadie escucha, los locos, los perros, ancianos solitarios, pintores amateur que te persiguen para mostrarte sus obras. Pero por otro lado, esa misma muchedumbre es la que te da alas, fe, fuerza. También hay que contar con el estrés por el clima. Y es importante la calidad del suelo.



RM: Estamos impacientes. ¿Cuándo, dónde vamos a volver a verte en acción?

ER: Ahora estoy haciendo una exposición en Milán, de dibujos anamórficos en varios planos. El año próximo haré dibujos en una institución en EE.UU, y me han encargado el diseño de un juguete para ser comercializado por una empresa japonesa. Además tengo planes para realizar tres pinturas en la plaza central de Getxo, en Bilbao (España), para Navidad.


Galería



























Comentarios

Entradas más populares de este blog

Mafalda, El Almacén Don Manolo & San Telmo

Rosa Araneda - Volcán Calbuco

Servir Al País (Gastón Soublette)